A Vuelo de Pajaro

A Vuelo de Pajaro

Halcon cola roja en vuelo

Halcón cola roja en vuelo

El ruido sordo de la ciudad me hunde en el trajin de la rutina. El vertigo del apuro cotidiano me adormece los sentidos. Apichonado por el frio y el viento que arrecia, me doy cuenta que ya ni escucho el ruido ensordecedor del colectivo gigante que cruza la esquina. Apelotonados dentro del colectivo veo a cientos de personas que viajan encerradas en el movimiento constante de la rutina de un dia cualquiera. esa rutina que no es mas que pequeña jaula dorada en la que cada quien vive y de la que aborrece salir, cualquier cambio se convierte en una amenaza. En el bondi dos que se pelean por bajar se insultan a los gritos, apelando a sus madres y a una sexualidad reprimida que se preferiría esconder por siempre. Mientras un peaton me golpea con su hombro los obreros, que hacen una esquina apta para silla de ruedas, resuenan ese golpe con sus martillos neumaticos.

 

En un esfuerzo me abro paso atravez de ese ruido. Escucho cada sonido tratando de identificarlo. Los colectivos, El bache asaltado por el taxi, las ruedas de la incontable cantidad de autos que recorren la city, los martillos las risas de los obreros que piropean a una chica que pasa por la esquina con una guarangada. Mas lejos se escuchan los pajaros, nada del otro mundo, unas cotorras en su eterna conversación y el gorgeo de una parbada de palomas que se quejan porque se molestan entre ellas. Mas lejos aun, miles de telefonos celulares que acosan a sus dueños con pitidos altisimos. Escucho el viento que me mece llevandome lejos, y a la vez trayendo los sonidos de la hierba fresca y el olor al pasto recien cortado. Me transmite el calor de un sol de campo que acaricia la piel y sonrroja el alma.

El aire de las cierras me alcanza la frescura de las ultimas nieves y el brillo reflejado en los infinitos fractales que se desparraman por el suelo rocoso de las montañas. Y despues el salitre y la humedad del mar junto con un silencio majestuoso acompasado por el ronroneo del agua en movimiento.


El insulto de una señora reclamando el paso en la bocacalle rompe el embrujo. La rutina sigue, pero ya no la sigo.

Anuncios

Acerca de Ju

La mejor descripción que puedo dar esta alojada en mis cuentos, en las historias que salieron de mi y son el espejo de lo que soy, lo que quiero ser y lo que seré. Las Historias que me fundan y me fundaron. QUeres saber de mi, estoy en mis cuentos.
Esta entrada fue publicada en Literatura Fantástica, Propio. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s